Se encuentra usted aquí

Factores de riesgo

Campos electromagnéticos
Campos eléctricos alternos

Los campos eléctricos alternos están generados habitualmente por instalaciones eléctricas en viviendas y oficinas, cables, lámparas, aparatos, motores, tomas múltiples o regletas,ordenadores, impresoras, pequeños electrodomésticos, suelos y techos técnicos. Contrariamente a lo que creemos nuestra exposición a estos campos en muy habitual en la vida cotidiana, cualquier elemento conectado a la red eléctrica genera un campo eléctrico en mayor o menor medida. Los problemas más graves de salud se producen cuando la exposición es muy continuada y con valores altos como por ejemplo en la cama mientras dormimos o en los puestos de trabajo.

 

Campo magnético alterno
Campos magnéticos alternos

Los campos magnéticos se generan por las instalaciones eléctricas, motores, transformadores, líneas de distribución de alta media y baja tensión que discurren por las calles y aceras, algunos electrodomésticos como hornos, neveras, cocinas eléctricas, radio despertadores, etc.

Los campos magnéticos alternos fueron clasificados por la OMS, en el año 2002, en el grupo 2B como un posible cancerígeno humano, en base a las evidencias científicas que relacionan la exposición residencial con incrementos de casos de leucemia infantil. Muchos investigadores también los relacionan con múltiples enfermedades degenerativas, se ha relacionado la exposición a campos magnéticos con el alzhéimer y otras enfermedades neurodegenerativas.

Los efectos, de la exposición a estos campos, no son inmediatos y requieren de exposiciones continuadas durante muchos años.

Radiactividad
Radiactividad

La radiactividad en el interior de los inmuebles procede principalmente de los terrenos y de determinados materiales de construcción o de decoración, como basaltos o granitos, algunas cerámicas y hormigones y ciertos tipos de gres.

Ondas electromagnéticas
Ondas electromagnéticas

Las ondas electromagnéticas se generan normalmente a través de los aparatos y antenas de telefonía móvil, comunicación móvil de datos, WiFi, WiMax, teléfonos inalámbricos DECT, televisión digital terrestre (TDT), radiotelefonía con recursos compartidos, radares.

Campos magnéticos continuos
Campos magnéticos continuos

Los campos magnéticos continuos se generan en piezas metálicas de camas, colchones, muebles, equipos, vigas y otros elementos ferromagnéticos empleados en la construcción.

Alteraciones geológicas
Alteraciones geológicas

Las alteraciones geológicas provocan distorsiones en el campo magnético terrestre. El nivel de radiactividad ambiental y el campo magnético natural aumentan, disminuye o se altera por la presencia de aguas subterráneas, fallas geológicas, fracturas del terreno, áreas de contacto entre diferentes tipos de materiales, cuevas, yacimientos metalíferos y materiales en descomposición, entre otros.

Campos eléctricos continuos
Campos eléctricos continuos

Los campos eléctricos continuos o electrostática se generan en moquetas, cortinas, textiles y papeles pintados de materia sintética, lacas o revestimientos, entre otros.