Se encuentra usted aquí

El cáncer y el medio ambiente.

Es sorprendente que la OMS lleve tanto avisando del impacto que tiene el medio ambiente en las tasas de prevalencia del cáncer y que hagamos oidos sordos. Recientemente y con motivo de nuestro proyecto cáncer infantil y medio ambiente, nos llegó, por casualidad, un documento del 2011 donde la OMS advierte de la importancia que tiene el medio ambiente en el desarrollo del cáncer. El documento en cuestión surge de una conferencia internacional que se celebró en Asturias en 2011 y de la que apenas existen referencias Cáncer y medio ambienteen los medios. Se llamó “Conferencia internacional sobre determinantes ambientales y laborales del cáncer: intervenciones para la prevención primaria” y reunió a representantes politicos, gubernamentales, investigadores, especialistas de la salud, ONG's y asociaciones de pacientes y afectados y representantes de la sociedad civil.

En esta conferencia se comentaron datos que son increibles, como que el 30% de las muertes por cáncer se podrían haber prevenido, y por tanto evitado. Que el 19% de los tipos de cáncer se deben a factores ambientales.Se llamó la atención sobre la importancia de reducir la exposición a factores de riesgo de los grupos sensibles como los bebés, los niños, mujeres embarazadas y trabajadores por su particular exposición a diversos tóxicos. El dato de que 1,3 millones de muertes se deben a estos factores ambientales.

De la conferencia surgió la que se conoce "Declaración de Asturias: un llamamiento a la acción"  donde se recogen estos datos sobrecogedores que no dejan lugar a dudas de que el medio ambiente es uno de los factores más importantes para la salud. Se insta a todos los niveles implicados a tomar medidas en la prevención primaria. A la OMS a crear un Marco de investigación sobre la causas ambientales y promover indicadores medibles de exposición. A los paises a desarrollar leyes que protegan y campañas de información al los ciudadanos. A los empresarios a respetar las normas de seguridad y prevención.  Se indica la necesidad realizar investigaciones  para  descubrir  causas  ambientales  y  laborales  del  cáncer aún no reconocidas que sirvan de orientación para adoptar nuevas medidas de prevención.